In Sin categoría

Si a una persona muy enferma le faltan los electrones de la Tierra, ¿puede sin saberlo, “robar” esos electrones de otra persona al tocarla?

La respuesta sencilla es: SI

Si alguna vez le has dado la mano a alguien y al tocar a la persona te ha dado como un impacto eléctrico, habrás comprobado la continuidad del cuerpo humano y la interacción eléctrica con la otra persona.

Cada vez que ínter-actuamos durante el día con otras personas sucede lo mismo a menor escala. Debido que no hay dos personas completamente equilibradas y neutrales en sentido eléctrico a un 100%, los electrones siempre fluyen de una manera u otra cuando tocas a alguien o te tocan a ti.

Evidentemente la cantidad de electrones que se transfieren es una cantidad minúscula en comparación con la cantidad de electrones del cuerpo humano y esta es una de las razones de por qué a veces el toque curativo es muy efectivo. Cuando “regalas” alguno de tus electrones a alguien que está en peor condición física (como alguien con un proceso inflamatorio o con dolor), de varias maneras lo estás apoyando.

Los estudios médicos están empezando a descubrir el poder curativo del contacto físico:

¡Todos esos estudios, tan solo son del contacto y puedes verlo haciendo clic en la letra negrita!

¿Qué otra modalidad de terapia natural sabes que puede disminuir el dolor, calmar las ondas cerebrales, disminuir el ritmo cardíaco, disminuir la presión arterial y calmar la frecuencia respiratoria? El Earthing o Grounding, es decir el contacto con la Tierra.

Si, la conexión a Tierra hace todo eso de la misma forma, al contactar física y directamente con la tierra, se transfieren electrones entre la Tierra y el cuerpo humano.

De modo que el punto a tener en cuenta es:

Podrías estar donando electrones durante el contacto físico a alguien que los necesita. Así que recuerda conectarte a Tierra.

Si conectas tu cuerpo de forma rutinaria a la Tierra, esto puede ser muy beneficioso: con cada apretón de manos, con cada abrazo, literalmente estás ayudando a neutralizar su cuerpo agotado, y esta es una de las razones de porque el contacto físico es tan revitalizador.

Y aunque alguien puede estar dispuesto a conscientemente donar electrones a las personas que ama, hay que tener en cuenta que incluso un pequeño contacto casual con extraños es suficiente para donar electrones, como al dar la mano, en el trabajo o al recibir un tiket en la tienda.

¿Te sientes agotado o agotada después de las reuniones de grupo con muchos apretones de mano, después de funciones sociales en las que pasaste algún rato abrazando a un gran número de amigos o familiares que no están habitualmente conectados a la Tierra?

¿O quizá después del transporte público, cuando comes fuera o en zonas comerciales?

La solución a esto es muy sencilla: Tomate un descanso y toca la Tierra

La tierra tiene un suministro siempre disponible de electrones y nunca se quedará sin ellos. Para abastecerte … solo busca la tierra para restaurarte.

¿Por qué no adoptas la siguiente costumbre? Salir al exterior antes, después de – y particularmente durante – eventos que te agoten.

Por ejemplo:

A/ Esperando el autobús u otras formas de transporte: Tener la práctica de tocar el bordillo de cemento al lado de donde estés estacionado y tomarte un minuto para conectarte antes de subir al coche. En los viajes largos, tomarse un tiempo para interrumpir el viaje para conectarse a tierra en la misma tierra. Especialmente después de bajar del transporte público. los bordillos y las aceras de cemento son siempre amigables.

B/ En el trabajo: puedes hacer que sea una rutina salir al exterior durante la comida y tocar la tierra. Es muy fácil si usas calcetines conductores que te permiten sacarte el zapato y conectarte a tierra sino quieres estar con el pie desnudo. Aunque la conexión a tierra durante horas puede tener beneficios acumulados, estar conectado a tierra durante segundos es suficiente para que fluyan los electrones.

C/ Socializar con amigos: ¿Te sientes agotado o agotada al salir con amigos? Si sientes que tu energía se agota después del contacto con otras personas, siempre puedes tocar discretamente un árbol mientras caminas por el exterior, conectándote a tierra sin tener que quitarte los zapatos. Nadie tiene por qué saber la razón de detenerse para oler una flor (sostén una hoja y tendrás conexión a tierra) o detente y toca la hierba con la punta de los dedos o la hoja de un árbol. Cualquier contacto con la tierra restaurará tus electrones, sin que tengas los pies descalzos.

D/ Por último, considera la posibilidad de dormir conectado a tierra: si te encuentras agotado o agotada en la vida cotidiana, lo cual es muy normal en este mundo sin conexión a tierra, considera la posibilidad de dormir conectado a tierra. De esa manera tu sueño puede ser más reparador y estarás preparado@, lleno de electrones para enfrentarte a otro día de actividad, ínter-actuando con personas todo el día que probablemente no duermen conectados a tierra y necesitan su propia dosis de electrones.

Cuando estás tocando a alguien que está conectado a Tierra, también por continuidad estás conectado a tierra, incluso sin tocar tu la tierra. Tu compañero o compañera se convierte en un contacto conectado a tierra, como un cable de conexión a tierra, que lo sujeta al suelo.

Hay muchas aplicaciones donde esto puede ser muy útil. Por ejemplo:

A/ Cogidos de la mano: Cuando uno esta conectado a tierra, ambos lo están. Si uno de los dos es friolero, las manos cálidas del cónyuge le permitirán pasear fuera en el invierno. Uno puede estar incluso descalzo en algunas ocasiones y el otro llevar zapatos. El que esté calzado estará tan conectado como el que no, si van cogidos de la mano.

B/ Compartir el sueño: Si una persona está conectada a tierra, quien duerme con ella también lo estará. Esto es importante cuando uno de los dos no está muy involucrado con el earthing o la conexión a tierra. Cada vez que toque a la pareja conectada a tierra ten la seguridad que también lo conectas a tierra. Por ejemplo, si te conectas a tierra en una cubrecolchón de conexión a tierra individual, al abrazar a la otra persona, ¡están tan conectados a tierra como si tuvieran una cubrecolchón para cama doble!

Debido a que en ambos casos, uno de los cuerpos está conectado a tierra, están continuamente cargados de electrones y nunca hay que pensar que se le está quitando nada directamente, sino más bien, que se es donante de tierra y que los dos se están conectando simultáneamente.

Seguramente que puedes pensar en más situaciones en las que puedes ser pro-activo para restaurar tus propios electrones después de ínter-actuar con otros en esta sociedad sin conexión a la tierra en la que vivimos, o en situaciones en las que usar este principio de conexión a tierra puede duplicar los beneficios del Earthing a más de una persona a la vez.

Por lo tanto, es muy saludable que simplemente seamos conscientes de estar conectados a tierra varias veces a lo largo del día, todos los días, y ver si nos sentimos con menos cansancio cada día.

No te limites a los ejemplos que aquí se exponen….. hay infinitas formas en las que tocas a los demás durante todo el día e infinitas formas en las que puedes usar el poder curativo de la tierra y del toque para restaurarte tu y a los que amas.

Puedes conectarte a tierra también usando unas sandalias Earth Runners que te darán la sensacion de ir sin zapatos. O mientras trabajas usar una alfombrilla universal de earthing poniendo los pies sobre ella. O si haces gimnasia utilizar unas bandas o muñequeras que te conectan a tierra. Esto es especialmente necsario si te dedicas a dar masajes o haces terapias manuales. ¡No te agotarás al hacerlo!.

¿Tienes alguna pregunta acerca de la conexión a tierra que te gustaría saber?

Envíanos un correo a info@proteccionelectromagnetica.com y con gusto buscaremos una respuesta. Mientras tanto, dirígete aquí para leer una lista completa de preguntas frecuentes

Recommended Posts

Dejar un comentario

0

Start typing and press Enter to search